Comida para el cambio

La comida que elijas puede salvar el planeta: detengamos juntos el cambio climático

FOOD FOR CHANGE

¿Ves el cambio climático como algo abstracto y que todavía está lejos? Crees que no puedes hacer nada para evitarlo? ¿Qué pasaría si te dijéramos que las acciones de cada uno de nosotros pueden marcar la diferencia?

¿Cómo? Prestando más intención a algo muy sencillo, algo sobre lo que tomamos decisiones cada día, a menudo sin darnos cuenta: nuestra comida.

 
En su recorrido desde el campo hasta el tenedor, la producción alimentaria es responsable de una quinta parte de las emisiones totales de gases de efecto invernadero y es una de las principales causas del calentamiento global. 

Al mismo tiempo, nuestra comida es también una de las mayores víctimas del cambio climático. La sequía, la desertificación, las inundaciones, el aumento del nivel del mar y la contaminación de los océanos ponen en peligro nuestra comida en todas las partes del mundo. Las zonas más pobres del planeta ya lo sufren directamente, pero las consecuencias se perciben en todas partes: los inviernos son más suaves, las plagas tropicales se desplazan hacia el norte, los pastos son más escasos y los fenómenos climatológicos se hacen más frecuentes, violentos e impredecibles. 

La buena noticia es que si cambiamos nuestros hábitos alimentarios, aunque sea un poco, podemos contribuir a la solución del problema. 

Food for Change es una campaña de Slow Food que invita a todos a actuar en primera persona. La primera campaña internacional que relaciona el cambio climático con la producción y el consumo de alimentos. 

¡Empieza hoy! ¡

Únete a nuestra campaña, come bueno, limpio y justo y apoya a Slow Food!

Todos podemos ser protagonistas: ¡participa y apóyanos! 

 

Todos podemos ser protagonistas: ¡participa y apóyanos!